A la hora de cultivar el melón francés, también conocido como melón Charentais o Charente hay que tener en cuenta el clima, la humedad y la temperatura.

Los climas cálidos sin excesiva humedad son los más apropiados aunque durante el período de crecimiento y maduración necesita bastante agua.

Normalmente las semillas se colocan en unos semilleros para asegurar que germine la planta del melón ya que si se echan directamente sobre la tierra con una temperatura inferior a 21ºC, no sobrevivirán.

Al finalizar la primavera, la tierra va tomando la temperatura adecuada y es el momento de trasplantar las plantas.

Los frutos de nuestras plantas son precoces, entre 85 y 95 días.

Cuando alcanza la plena madurez el color de la piel cambia hacia amarillo, es el momento de cosechar los melones.

Es importante tener en cuenta que este tipo de melón necesita frío inmediato después de recolectarse.

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted